“Fracasados”, la webserie low cost

Dentro de la cantidad ingente de material que circula por YouTube encontramos un curioso formato que funciona como vehículo de presentación y libertad creativa para nuevos realizadores con escasa o nula financiación ni apoyo de ningún tipo. Estamos hablando de las webseries. Rodadas con pocos medios e indudable entusiasmo, estos microfragmentos low cost suelen estar grabados con cámaras HD relativamente baratas (incluso en ocasiones desde smartphones) y apuestan por una ajustada duración y contenidos de lo más variado, aunque habitualmente en clave de comedia.

Dentro de ese universo, uno de los productos más desprejuiciados, cachondos y voluntariamente cutres es sin duda el de “Fracasados”. Webserie nacida en marzo del año pasado cuya primera temporada consta -de momento- con siete episodios de entre tres y cinco minutos de duración, que destaca por sus intros personalizadas, sus referencias cinéfilo-videojueguiles y su peculiar sentido del humor.

El realizador de este eminente producto es Aureli Del Pozo, más conocido por un servidor como el Argento de La Pegaso. Un auténtico devorador de cine gore, habitual concursante en programas de televisión (“El Hormiguero”, “El diario y medio”, “¡Ahora caigo!” y extractos en “APM”), extra de lujo (“Torrente 5”), representante de honor del Orgullo Friki y responsable de la trilogía “Azar y muerte” (seleccionada por los festivales Fantastic Gore Fest Amposta (2016) y Navidades sangrientas de Alicante (2015)) y cortometrajes tan interesantes a la par que bizarros como “Mal clima” (proyecto para la escuela de cine Bande à Part). Con este insuperable curriculum y junto a su buen amigo Rafa Saucedo (actor de teatro y locutor del programa “La Caja Lista” (Radio Despí) con nada más y nada menos que ocho temporadas en antena) decidieron emprender la aventura de “Fracasados”, manteniendo la promesa de rodar un episodio al mes como mínimo.

De entre las profundidades de la jungla tropical del parque de La Pegaso surgieron dos curiosas y no menos frikis criaturas llamadas Exuperio y Patricio. Se trata de dos lamentables treintañeros sin oficio ni beneficio, ataviados con camisetas de Star Wars y Campeones, con el cine, el anime y los videojuegos como máximos hobbies y con menos éxito con las mujeres que un crossover entre Darkman y Cañita Brava. Comparten frondoso hábitat con toda clase de fauna a cual más demencial: deshechos sociales, tocapleitos, chicas otaku sin escrúpulos, travestis domingueros con ganas de marcha, pseudo gorilas de gimnasio low cost, abogados que plagian al sr Burns, espontáneos que miran entre los árboles cómo se graba el episodio, femmes fatale sado, exhibicionistas de gabardina, vapeadores con club social y demás calaña local. A lo largo de los episodios podemos encontrar una insana rivalidad entre los dos protagonistas para ver quién todavía es más fracasado que el otro, y un lugar de peregrinaje para reflexiones domingueras y en donde dejar toda clase de basura radioactiva (cáscaras de pipas, trozos de patatas, bolas de palomitas, etc…): el banco. Digamos que es a la serie lo que el tótem a “Inception”. Esencial. No concebimos ver un episodio sin el desgastado aposento.

Momentos cumbre de la webserie son: la aparición de la chica a cámara lenta en el episodio piloto, todos los openings sin excepción (Super Mario Bros, Star Wars meets Hentai, especial Halloween, etc…), papá Telesforo (todo un personaje), las conversaciones frikis entre los dos (sobre slasher, videojuegos retro,..), el doblaje de Chucky (impagable), los extractos de otros productos (Los Simpson, McDonalds,…), el beso lésbico, la metaficción del glorioso episodio 5 (¡ya le gustaría a Godard! xD), esas maravillosas patadas en el suelo a lo cine italiano de los 70, las lágrimas finales de Exuperio y, como no, la sensual espía que nos jodió. Hay que recalcar que esta webserie ha sido recomendada por nada más y nada menos que (agárrense) Leonardo Dantés, Rob Diesel, Carolina Abril, El Puto (Mojinos Escozíos) y el Chivi.

Internet ha dado voz a todo tipo de creadores. Gente con ideas, ganas y… por supuesto conexión xD. “Fracasados” apuesta por una fórmula bastante apañada: humor absurdo sin pelos en la lengua, personajes absolutamente lamentables, voluntaria cutrez, tortas y hostias en el suelo a partes iguales, múltiples referencias frikis, cero concesiones a la galería y mucha diversión. Es frescura e improvisación. Señores, sean frikis o no, si quieren pasar un buen rato delante de su monitor, sintonicen Youtube y denle una oportunidad a estos dos mastuerzos.

Os dejo con la lista de reproducción que incluye todos los episodios hasta la fecha:

También te podría gustar...

Deja un comentario